Worldssps

Misión Global

Misión en Cuba: retos y perspectivas

Continuando nuestro viaje alrededor del mundo, hoy vamos a Cuba, un hermoso país en el Caribe, donde nuestras hermanas misioneras enfrentan muchos desafíos junto con el pueblo cubano.

Las primeras misioneras SSpS llegaron en 1996 a Nicaro, a la diócesis de Holguín, y dos años después abrieron otra comunidad en Niquero. Actualmente, también están en La Habana, la capital.

 

Llegada de las primeras Hermanas SSpS a Cuba en 1996: las 3 primeras misioneras acompañadas por la Hna. María Adela Muñoz (centro), Coordinadora Provincial de Chile en aquel tiempo.

Historia

Cuba fue descubierta por Cristóbal Colón en octubre de 1492.  Su capital es La Habana. En sus inicios esta isla estaba poblada por aborígenes procedente de diversas corrientes migratorias procedentes del norte del continente a través de la Florida y posteriormente llegadas en sucesivas oleadas desde la boca del Orinoco a lo largo del arco de las Antillas.

En 1510 Diego Velázquez uno de los ricos colonos de La Española se encargó de sojuzgar el territorio cubano con una prolongada operación de reconocimiento y conquista. De esta manera comenzó el desarrollo de la sociedad colonial española, que se permeó de aborígenes, negros, blancos conformando el mestizaje que actualmente se reconoce como criollos.

Geografía

Cuba es un archipiélago constituido por la Isla de Cuba, la Isla de la Juventud y unos 4195 islotes, cayos e islas adyacentes alcanzando una superficie de 109 886,19 km² de los cuales 107 466,92 pertenecen a la isla de Cuba propiamente.

Esta está situada a la entrada del Golfo de México, entre el estrecho de la Florida al Norte y la península de Yucatán al Oeste. Al Este limita con el Paso de los Vientos y Haití y al Sur con el Mar Caribe y Jamaica.

El clima predominante de la isla es tropical cálido y húmedo, con una fuerte influencia marítima. Las temperaturas oscilan entre 24° y 35° Celsius. Su relieve se caracteriza por valles, montañas y llanuras. Las precipitaciones son bastante frecuentes, aunque el año se divide en dos periodos estacionales, lluvioso y menos lluvioso.

En cuanto a los recursos naturales, la isla posee una notable combinación de potenciales renovables (aguas superficiales, bosques, viento, radiación solar, energía hidroeléctrica, productos agrícolas, etc.) y no renovables (petróleo, gas natural, minerales metálicos como níquel, cobalto, zinc, cobre, etc. y no metálicos como cemento, mármol, yeso, etc.).

Población

La población actual es de aproximadamente 11.256.372 habitantes, lo que lo convierte en el 83º país más poblado del mundo. El 77% de la población vive en zonas urbanas. El crecimiento anual de la población es del 3,2% (en 2021). La esperanza de vida es de 77 años.

La población cubana está conformada principalmente por los siguientes grupos: el 51% es mulata,  37% es básicamente descendiente de españoles, el 11% es negra y el 1% es de origen chino. No hay una población inmigrante considerable, pues casi la totalidad de sus habitantes ha nacido en el país. Un 77% de la población se clasifica como urbana.

Religión / Iglesia Catolica

Gente acudiendo a misa en una de las comunidades.

En el 2019 la iglesia católica estimaba que el 60 % de la población se identificaba como católica, pero el número de católicos ha descendido de más del 70% a casi el 40% de la población; casi el 50% de los cubanos se consideran no creyentes, un 6% son ateos, cerca del 3,5% son protestantes y un 1,5% practican el sincretismo afrocubano y la santería.

Educación

En Cuba la educación es un derecho de todas las personas y constituye una responsabilidad del Estado el cual garantiza servicios de educación gratuito desde la primera infancia hasta la enseñanza universitaria, llegando a los sitios más intrincados y montañosos.

Cada vez hay más licenciados, maestros y doctores. También hay escuelas técnicas profesionales donde los jóvenes se forman como obreros cualificados y técnicos de nivel medio en las áreas de electricidad, mecánica, construcción, servicios, transporte y otras.

Salud

El pueblo cubano opera un sistema nacional de salud y asume la responsabilidad fiscal y administrativa del cuidado de la salud de todos sus ciudadanos. Toda la atención médica en Cuba es gratuita para los residentes cubanos. No hay hospitales o clínicas privadas ya que todos los servicios de salud son administrados por el gobierno.

Las Comunidades SSpS

La Hna. Ana Marie Reisch fue la Superiora General que respondió a la solicitud de la fundación en Cuba. Las primeras misioneras: Hna. Aluigia Höing, de la provincia de Chile. Ana Matilde Rosch Gallinger, de Argentina Sur y la Hna. Dina Tobares, de Argentina Norte llegaron a La Habana el 6 de marzo de 1996, acompañadas por la Hna. María Adela, Provincial de Chile.

El 22 de marzo las hermanas formaron oficialmente la comunidad bajo el patrocinio de la Beata María Helena, en la localidad de Nicaro, diócesis de Holguín.

La primera comunidad SSpS en Cuba

La segunda comunidad de las SSpS está ubicada en la parroquia San Francisco Javier, Niquero perteneciente a la Diócesis de San Salvador de Bayamo-Manzanillo, Provincia de Granma.

Esta comunidad tiene como patrona la Beata Josefa Hendrina Stenmans y fue fundada el día 19 de marzo de 1998. Las hermanas Verónica Obexer, de la provincia de Austria, María Cristina KrupeK de Brasil y Miriam Luz Pérez Aravena, juniora de Chile, formaron esta comunidad para acompañar al pueblo en la fe cristiana católica.

La segunda comunidad SSpS se fundó en 1998

Fue fundada una tercera comunidad en la diocesis de Bayamo-Manzanillo en la comunidad de Bartolomé Maso en el año 2009, debido a la falta de hermanas, tuvo que ser cerrada en el año 2015 para poder abrir la nueva comunidad en la capital.

A finales del mismo año 2015 la congregación compró una casa en la capital de La Habana y las Hnas. Miriam Luz Pérez Aravena, Deepika Soreng y Regina Mamun dieron el inicio de esa comunidad.

En 2015, las Misioneras SSpS iniciaron una nueva comunidad en La Habana, la capital de Cuba.

Creación de la Región

En 2013, se creó la Región bajo el nombre de Santísima Trinidad y la sede quedó en la comunidad de Niquero.  El primer Equipo Regional fue: Hna. Rani M.A, como Coordinadora Regional y Hnas. Alicia Casale y Vera Bernadetta Jelita como Consejeras. En 2016, la administración regional se trasladó a la comunidad de La Habana.

En febrero de 2016, la primera hermana SSpS nativa Edisley Mireya Rivera Licea hizo sus primeros votos.

Profesión religiosa de la primera hermana cubana.

Misión actual

La evangelización es un gran reto y las Hermanas se dedican en muchas actividades pastorales a alimentar la fe de la gente.

Las semillas de fe sembradas por las primeras hermanas continúan a través de la catequesis de niños, adolescentes y jóvenes, la preparación de adultos para los sacramentos, el acompañamiento espiritual de los enfermos llevando la comunión a sus hogares y el acompañamiento de las comunidades cristianas.

El grupo de Jóvenes Misioneros de la Santísima Trinidad con las Hermanas SSpS.

Jóvenes Misioneros de la Santísima Trinidad con la camiseta del grupo

En los últimos años se han creado grupos de Jóvenes Misioneros de la Santísima Trinidad y la Asociación Misionera del Espíritu Santo, que se identifican con nuestro carisma y misión.

 

Reunión del grupo AMES – Asociación Misionera del Espíritu Santo.

 

Miembros laicos de la Asociación Misionera del Espíritu Santo durante la celebración del Jubileo de la Comunidad Niquero.

Por medio de diferentes proyectos ofrecemos ayuda social a los más vulnerables y necesitados a través de comedores, medicamentos y otras necesidades básicas.

Nuestra misión muchas veces se torna difícil. A veces hasta nos sentimos desanimadas al no percibir los frutos. Sin embargo, los desafíos se convierte en alegría, cuando vemos que aunque lo que compartamos sea poco, pequeño o sencillo, las personas descubren en sus vidas la presencia del Dios Uno y  Trino vivo en sus corazones.

Las hermanas también consuelan a enfermos y ancianos.

Desafíos de la Misión

Para nosotras, es permanecer con entusiasmo misionero, buscando nuevas formas de evangelización, a pesar de la realidad de inseguridad social y de migración en las comunidades cristianas que acompañamos.

Alegrías y perspectiva de futuro

Sentimos el apoyo de la Dirección General y el aprecio que la gente nos transmite por nuestra presencia.

Esto nos da esperanza para seguir trabajando y caminando junto a los jóvenes laicos (JMST y AMES). También queremos contar con más hermanas SSpS para que el Reino de Dios siga creciendo y despertando nuevas vocaciones nativas.

Hna. Rani, Sahaya Rani M.A.

 

Ver el video

En este vídeo encontrará más detalles sobre las Misioneras Siervas del Espíritu Santo en Cuba.